24 ene. 2007

Comercio Electrónico en Chile creció 44%

De acuerdo a estimaciones del Centro de Estudios de la Economía Digital de la Cámara de Comercio de Santiago (CCS), el comercio electrónico al detalle, o B2C, experimentó un crecimiento del 44% durante 2006, totalizando transacciones por sobre los US$ 250 millones.

La CCS estima que el número de usuarios de Internet en Chile actualmente supera los 7 millones de personas, es decir, cerca del 43% de la población. De éstos, poco más del 20% realiza compras online, lo que equivale aproximadamente a 1,6 millones de consumidores online. Es decir, uno de cada 5 internautas realiza compras online o, dicho de otro modo, uno de cada 10 chilenos realiza compras en Internet.

Los niveles de penetración de Internet en Chile son muy superiores a los registros de Latinoamérica (16%), y en el corto a mediano plazo se podrían asimilar a los niveles observados actualmente en los países desarrollados, por sobre el 60%.
Medios de Pago

De acuerdo a la Superintendencia de Bancos en Instituciones Financieras, a mediados de 2mil6 existían cerca de 15 millones de tarjetas de crédito en Chile, de las cuales poco menos de 3 millones eran bancarias y algo más de 11 millones no bancarias, principalmente de grandes retailers. Las tarjetas de crédito corresponden precisamente al medio de pago más utilizado por los compradores online, seguidas por el pago contra entrega y muy a lo lejos las transferencias de fondos.

Entre los productos más demandados en Internet se encuentran los artículos electrónicos, mencionados por el 51% de los cyberconsumidores, computadores y sus accesorios (15%), muebles (14%), software, libros (ambos con un 11%), DVDs (1º%), CDs (9%) y pasajes de avión (9%). Esta última categoría, dado su alto precio unitario, corresponde a una de las principales si se le mide en valor total de las transacciones.

Al comparar los hábitos de compra de hombres y mujeres se aprecia una clara inclinación de los primeros por electrónica y computación, mientras que las mujeres presentan una matriz más equilibrada, sumando a la electrónica un evidente interés por muebles, libros y regalos en general, y relegando a un lugar mucho menos protagónico a la computación.

Motivaciones de Compra

Las principales motivaciones de compra electrónica según los consumidores son el precio, la comodidad del canal y la rapidez en la entrega de los productos. Esta matriz de motivaciones comienza a asemejarse a las observadas en países desarrollados, en los cuales se valora fuertemente la mayor calidad de vida que permite el ahorro de tiempo en las compras online. En el caso de Chile se agrega en forma gravitante el factor precio, lo que se relaciona con las políticas comerciales de los proveedores locales.

En efecto, más de la mitad de los usuarios (51%) considera que en Internet los precios son más bajos que en el comercio tradicional.

La importancia del canal transaccional actualmente trasciende mucho más allá de las transacciones efectivas de comercio electrónico. Progresivamente, los consumidores han ido adoptando el hábito de "vitrinear" los productos en Internet antes de tomas una decisión de compra en el comercio físico. En efecto, cerca de la mitad de los usuarios de Internet (45%) señala que busca productos y precios en la red antes de tomar una decisión de compra en una tienda establecida, muy por sobre el 25% que lo hacía tres años atrás. Esto significa que uno de cada cuatro consumidores utiliza Internet para tomar sus decisiones de compra, lo que plantea un enorme desafío para el comercio tradicional. A estas alturas, la presencia online es un requisito indispensable para tener visibilidad en la demanda relevante para cualquier empresa. La oferta total de comercio B2C, no obstante, aún se estima en torno a los 400 sitios transaccionales.

Para los próximos años, se espera que las ventas online sigan creciendo a tasas elevadas. En particular, las transacciones superarían con facilidad la marca de los US$ 300 millones en 2mil7, en un escenario en el que las decisiones de consumo en general estarán cada vez más influenciadas por la información disponible en Internet.


*Tomado de la página web http://www.evaluamos.com/ con información de Guillermo Rojas

No hay comentarios.: